Nuestras Esencias

Nuestras Esencias

De Origen Nacional

Las esencias que ofrecemos son las mismas con las que trabajamos nosotros por haber experimentado por años su calidad y eficacia.
Son las variedades botánicas originales de cultivo nacional.  
Elaboradas artesanalmente por expertos y concienzudos fitoterapeutas.  Dedicados exclusivamente a la elaboración de florales respetando los métodos de elaboración  del Dr. Edward Bach  deseando lo mejor para la humanidad
Se trata de las variedades botánicas originales correspondientes al sistema Ingles cultivadas en nuestro país. 
Sabemos que lo mejor para nosotros es la resonancia con nuestra propia energía.
Esto nos dá la certeza de tener en nuestras manos un producto natural que no está sometido a las presiones ni maltratos innecesarias que los largos transportes implican permitiéndonos también disminuir notablemente los costos que debemos pagar los terapeutas para poder trabajar.
Explicamos que las diferencias de precios entre las flores nacionales y las importadas se vinculan a los altos costos de traslado, a los porcentajes de ganancia de los revendedores y a las diferencias en el tipo de cambio de aquellos productos y no precisamente a la calidad del producto. 
Cada frasco de stock contiene 20 ml. De cada una de las flores pueden obtenerse 200 preparados. 
Este set llega a sus manos en una preciosa Caja de madera con cuadrícula divisoria y una etiqueta en el interior de su tapa en orden alfabético para localizar rápidamente la flor a utilizar.
Cada uno de los frascos esta rotulado con su nombre e indica que no caduca.
La intención del Dr. Bach era suministrar estos remedios siempre a un precio muy moderado... 

 

 

Nos vuelven a Elegir

 

Quienes compran nuestras esencias, vuelven a elegirnos. 


Es muy importante que las plantas se alimenten de nuestro suelo porque se impregnan de nuestra propia energía.


Las leyes de la macrobiótica nos enseñan que para nutrirnos cuanto más cerca nuestro  crece el alimento que comemos  más nos beneficia.

 
Vibracionalmente ocurre lo mismo. Nuestras flores cuentan con ese plus. Al ser cultivadas en nuestra propia tierra cuentan con nuestra propia energía. Ese es el motivo principal  que las hace tan poderosas y eficaces, resultando  más rápidas en su acción y mucho más estables en todos nosotros